La medida del filete

Escrito por Aires Clásicos



Es importante tener la medida adecuada para la embocadura a nuestro caballo.

La forma más sencilla de medir la embocadura es introduciendo una cuerda tensada en la boca del caballo a la altura de donde irá colocada esta. A esa medida hay que añadir que es conveniente que esta sobresalga 5 mm por cada lado de la boca.

Debemos pensar que un filete estrecho pellizcará la comisura de los labios o belfos de la boca del caballo y uno demasiado ancho, se moverá demasiado provocando daños en la boca e incluso puede quedar muy bajo en su colocación y el caballo podrá malacostumbrarse a pasar la lengua por encima. Lo importante es que la lengua quede cómoda bajo las barras.

Luego se debe buscar el modelo idóneo en consonancia a las características morfológicas y de carácter del caballo. Recuerda que normalmente las embocaduras finas son más severas que las gruesas, y las articuladas más severas que las rígidas.

Existen múltiples combinaciones, incluso de utilización conjunta de filete y bocado según las necesidades del caballo, el jinete y el trabajo a realizar.